Subscribe to Expedientes X

Crónica neoyorquina (y II)

5

Continuando con la entrada de ayer hoy os muestro la segunda parte de la fabulosa crónica de PiLiaM donde nos describe con pelos y señales sus encuentros con David Duchovny en Nueva York. Os recuerdo que esta amiga acudió a esta ciudad estadounidense a ver la obra de teatro del actor y, además, tuvo la oportunidad de conocerle.

Como hice con la primera parte, y antes de dejaros con los dos últimos días de encuentros, os recuerdo que el texto está sacado del “Foro Expediente X – I Want To Believe” donde podéis ver el texto editado con todas las fotos. O bien podéis pasar por el siguiente enlace para leer la primera parte del viaje.

05-12-2010
Luccille Lortel Theatre
New York City.

Para el día siguiente volvía a tener entradas. En esta ocasión iba a la sesión de la mañana (3 de la tarde) y sin compañía.

Recogí mi entrada y me senté, de nuevo en la fila A. Otra vez, los asientos de mi izquierda estaban vacíos, pero un par de minutos antes de que comenzara la obra, un par de ancianos, casi asfixiándose, llegaron. Justo a mi izquierda, se sentó una mujer medio asiática. Cuál fue mi sorpresa cuando al minuto siguiente, sin ni siquiera haber comenzado la obra, comencé a oír ronquidos. Tenía a la alegría de la huerta justo a mi lado. Lo de los ancianos podía ser normal en cierta manera (aunque no sé para que se gastan el dinero en comprar entradas de primera fila si les gusta echarse una siesta después de comer) pero un ratillo después, cuando la obra ya había comenzado, noté que la chica de mi izquierda tenía el cuello anormalmente doblado hacia mi lado. En un principio, incrédula de mi, pensé que en esa postura vería mejor pero me dio por mirarla y también estaba durmiendo. Lo mejor de todo, es que con el sonido tan fuerte en plan explosión que anuncia los finales de escena, ni siquiera se despertaban y yo la primera vez que lo oí casi tuve un infarto… Poco después los ancianos se espabilaron, pero la mujer de mi lado, menos ver la obra hacía de todo, sacó unos emails y comenzó a leerlos, se quitaba y se ponía el abrigo a ratos, se leyó todo el folleto de la obra…

En la crónica del día anterior ya me enrollé demasiado con la obra, así que en la de hoy me lo salto. Simplemente hubo algunos cambios típicos producidos por el directo. El más significativo, la camisa de David, en la escena en la que se besa pasionalmente con Amanda Peet, tras tantos achuchones, al separarse acabó abierta, pero nada, se la abrochó mientras seguía con la escena de manera natural. Alegría para mi vista.

Tras la obra, volví a esperar a David (si es que a eso se le puede llamar esperar). La verdad es que no tenía muchas esperanzas puestas en el día. Como iba sola, solo pensaba sacarle fotos y que me firmara el libro de la obra que me compré para leerlo antes de ir a verla. El día anterior ya me había firmado todo lo que me había llevado desde España con la intención de que me firmara y me daba un poco de vergüenza volver a presentarme con tropecientas cosas.

En las puertas del teatro, otra chica friki de las nuestras, me miró y yo la miré. Y ambas sabíamos lo que queríamos. Ella también iba sola y me preguntó si yo estaba esperando a David, cosa bastante evidente. Me pidió el favor de si le podía hacer la foto y ya aproveché la oportunidad para que me devolviera el favor. Estaba explicándome cómo funcionaba su teléfono para hacerle la foto y de repente me dice, “David ya está aquí”.

Y así era. En cuestión de un par de minutos, David ya había salido a firmar y ni nos habíamos dado cuenta.

Le hice la foto a la chica y David siguió atendiendo al resto de los fans. Yo me quedé esperando, tampoco quería pedir la foto a lo desesperado por si me decía algo de que ya ayer me hice una foto. Y tanto lo dejé y lo dejé, que al final tuve que acabar detrás de él, “Deiiivid, Deiiivid”.

Sin problemas. Se dio la vuelta y me firmó la portada del libro de la obra y me hice una foto más con él.

Nada más hacernos la foto, aún con David a mi lado, dijo que su madre tenía hambre y que vivía en el barrio e iban a almorzar juntos. Supongo que era una forma de decir, quien quiera algo que lo pida, me tengo que ir.

Esa tarde solo pude hacer un par de fotos y con la rapidez, salieron un poco borrosas, pero es que la mayoría del tiempo que estuvo David firmando, la otra chica era la que tenía mi cámara esperando a hacerme la foto con él.

http://i276.photobucket.com/albums/kk39/PiLi_aM/DSC_0969.jpg
http://i276.photobucket.com/albums/kk39/PiLi_aM/DSC_0968.jpg

Y ese día, aprovechando que iba sola, me dije, vamos a hacer un poco de psicópatas. Así que disimuladamente, cuando David cruzó la calle, la crucé yo también y varios metros hacia atrás, comencé a seguir sus pasos (he de decir que no era la única enferma que lo hizo). Iba acompañado por un par de mujeres y un hombre y pronto entraron a un local donde preparan comida de estilo saludable. Siendo el vegetariano, seguramente era algo así porque creo recordar que se llamaba Natural Food o algo por el estilo.

Crucé la calle y aproveché que en la acera de enfrente robaba wifi para conectarme unos minutillos y al rato pude ver cómo salía David. Vi como se alejaba y se despedía de sus acompañantes, los cuales cogieron el metro, con la bolsa de comida en la mano. Podía haber descubierto donde vivía su madre, pero no, preferí quedarme enganchada a internet. Solo faltaría que se diera la vuelta y me encontrara detrás.

Así que tras esta pequeña aventura, decidí comenzar con otra más complicada, conseguir un taxi de vuelta. Ese día, descubrí que en la calle del teatro había un carril bici, cosa en la que aún no me había fijado. Inocente de mi, tenía mi brazo extendido, para captar la atención de algún taxi vacío (allí no conocen la crisis) cuando oí “Give me 5” y sentí que un ciclista chocaba su mano contra la mía. Solo decir que tras varios intentos, el taxista más antipático de toda la ciudad me llevó de regreso al hotel.

07-12-2010
Luccille Lortel Theatre
New York City

Tras descansar el lunes de la obra de teatro, el martes me tocaba volver para despedirme. (Descansé el lunes porque el día de descanso del teatro, hay que aclararlo. He de decir que ir al teatro era una gran opción. A las cuatro de la tarde ya era de noche y qué mejor lugar donde estar que en un sitio cerrado y sobre todo, calentito).

Desde hacía tiempo, en la página web del teatro para el día 7 de Diciembre anunciaba que habría una charla posterior a la obra con los actores (sin especificar cuáles) a la que posteriormente se añadiría el nombre del autor de la obra, Neil Labute. Y tuve la suerte de que uno de los únicos días en los que podía ir era ese. Eso sí, no se sabía si David se quedaría o no.

Se notaba que por ese motivo, el ambiente friki era más abundante que en los días anteriores. Podía divisar algunas caras conocidas de fans americanas del foro Haven. Y algunas no me quitaban ojo de encima. Supongo que les sonaría por mi foto de la firma y también se preguntarían, ¿qué hace en primera fila si habla español?

Cuando acabó la obra, anunciaron por megafonía que en unos minutos comenzaría la charla con los actores y el autor de la obra y nos invitaban a quedarnos. Colocaron seis sillas en el escenario y un miembro del teatro, subió a él y comenzó a presentar el evento, en cierta manera, haciendo tiempo.

El primero en aparecer fue Neil Labute y solo puedo decir que preferiría no haberle visto nunca en persona. No busquéis fotos suyas en google. Mientras tanto, el presentador nos explicaba que los actores tenían que cambiarse, etc, etc…

Sin previo aviso, aparecieron David y Amanda y se sentaron. David estaba guapísimo con una camisa amarilla de cuadritos, le favorecía mucho más que la ropa que lleva durante la obra. Un par de minutos después apareció el otro actor masculino de la obra. La actriz restante había preferido marcharse a su casa. Creo que si David lo hubiera hecho, al enterarnos, más de medio teatro se hubiera vaciado.

El presentador fue el encargado de hacer las primeras preguntas pero como es evidente, todas versaban sobre la obra de teatro. Los tres actores hablaron un poco (sería lo único que habló el pobre actor, se podría haber ido a su casa también) y después se dio paso a las preguntas del público.

Viendo las preguntas que hacían, entiendo porque las fans de David que había en la sala ni levantaron las manos. Prácticamente todas iban dirigidas a Neil Labute y casi se convirtió en un monólogo de él. Que si por qué decidió que el protagonista se llamara John Smith, que si el orden de las escenas…

David de vez en cuando insertaba entre las palabras de Neil algún comentario irónico y divertido porque tampoco tuvo oportunidad de hablar mucho más.

El presentador comentó que era la primera vez que David hacía una obra como profesional y él le contestó algo en plan, “¿eso significa que soy profesional?”, vamos, lo típico de él. También contó que no era la primera vez sobre un escenario, que ya había debutado en la obra de navidad de su colegio.

También tuvo tiempo de reírse un poco de Amanda y supongo que el aburrimiento de tener que escuchar el monólogo del otro hombre, les hizo de vez en cuando entretenerse un rato juntos. Quien fuera Amanda, aprovechando cualquier ocasión para poner la mano en el muslo de David. La verdad es que se ve que tienen muy buen rollo. Y en la entrevista esta también se pudo ver que Amanda es bastante maja aunque nunca tenga tiempo para firmar y se vaya volando.

Alguien preguntó por la posibilidad de que David participara en el reparto de la obra si la hiciera en Londres (por lo que he leído creo que va a ser así) pero él contestó que no, que quería estar al lado de su familia y no podía estar alejado de ella durante los meses de rodaje de ‘Californication’ más los de la obra.

Durante el rato que duró la charla esta, una media hora, prácticamente me dediqué todo el tiempo a mirar a David. Tuve la suerte de que su silla era justo la que estaba frente a mí y cuando se estiraba, casi podía ver el número en la suela de sus zapatos.

La verdad es que tenía la cámara preparada para hacer fotos, hasta le quité la opción del flash para no molestar, pero al final no hice ninguna porque nadie hacía y estando en primera fila, me daba cosa de que me llamaran la atención.

Cuando la charla se dio por concluida, hice un par de fotos rápidas, pero como se estaban moviendo y no tenía flash, salieron movidas.

http://i276.photobucket.com/albums/kk39/PiLi_aM/DSC_0260.jpg

Lo más increíble de la noche fue que los actores en vez de volverse a la parte de atrás del escenario, bajaron de él por la parte de delante. Vamos, que me levanté de mi asiento para salir del teatro y me encontré con David a un lado y Amanda al otro. Así que me hice la remolona un rato y cuando ya comenzaron a andar ellos, tras charlas con varios conocidos, yo también lo hice y me adelanté a ellos para esperar fuera. Fue entonces cuando le di la cámara a mi hermana al ver que Amanda se adelantaba al resto (aún dentro del teatro) por si había suerte y la pillaba de buen humor. Le pregunté si le importaba hacerse una foto y muy amable, dijo que sí.

Gran error. La cámara seguía configurada sin flash, el objetivo estaba a medio camino y mi hermana aún no la maneja bien. Resultado: una foto un poco borrosa, en la que casi nos comemos la cámara Amanda y yo. Vamos, un horror. (Y mejor no comentar nada sobre mi cara). Ni el photoshop lo puede solucionar. Debería esconderla, pero aquí la subo.

Tras hacerme la foto con Amanda, salimos a las puertas del teatro y pasó algo un poco extraño. Apenas había gente fuera y la poca gente que había, parecía que no quería autógrafos ni fotos. O lo mismo no se atrevían. Creo que David tan solo firmó a una persona.

David dio las buenas noches, ya que no había movimiento, dispuesto a marcharse. De repente, se volvió y me preguntó, ¿quieres una foto? Como siempre, yo tenía a mi hermana con la cámara en mano preparada. Y claro, no pude decir que no. Así que aproveché de nuevo y mi hermana, por mucho que antes criticaba a David, también se hizo su segunda foto con él. Poco emocionada ella porque David nos había “pedido” una foto en lugar de nosotras a él.

http://i276.photobucket.com/albums/kk39/PiLi_aM/DSC_0263.jpg

Se me ha olvidado comentarlo antes, pero remarcar que mola hacerse una foto con David. Cuanto más te agarres a él, más te agarra él.

Tras las fotos, me firmó los dos folletos de la obra que llevaba en la mano casi sin ni siquiera pedírselo. Los vio en mi mano y diría, a firmar.

http://i276.photobucket.com/albums/kk39/PiLi_aM/DSC_0265.jpg

Y tras ello, se despidió. En la última foto que he subido, se puede ver de fondo a Tom Kapinos, el director de Californication.

David cruzó con él y un par de hombres más al bar de enfrente para tomarse algo. (Por cierto, en las ventanas de ese bar se leía “Sangría”, así que lo mismo bebieron eso). David dijo que se tenía que ir rápido porque el coche ya le estaba esperando pero no me quedé a esperar a que se fuera. ¿Hubiera quedado muy psicópata entrar a cenar a ese bar?

Y esto es todo. Siento la tardanza pero me he tirado un motón de días liada con todas las fotos del viaje, cosa bastante lenta y pesada y no quería subir ninguna hasta que no tuviera todas. Y tras ello he esperado al fin de semana para escribir la crónica porque entre semana entre una cosa y otra me queda poco tiempo libre.

Espero no haberme olvidado de nada importante y si queréis hacer preguntas de cosas que no haya contado, no os cortéis, seguro que hay cosas que me dejo atrás.

Ya Rossetta me preguntó que a qué huele y le dije que no huele a nada (supongo que es bueno después de haber estado hora y media bajo los fotos y acabar sudando).

Y nada más, solo pedir que como he subido fotos mías, que no las posteen en otras páginas webs. Si queréis hacerlo, solo tenéis que decirlo y yo misma las subo.

Y a comenzar a ahorrar. ¿Quién se apunta a la próxima?

Comentarios

5 Comentarios en “Crónica neoyorquina (y II)”
  1. katarxis dice:

    Que buena experiencia PiLi, ademas se nota la persona grata y humana que es David, gracias por tantas fotos.

  2. Ka dice:

    *OOOOO* YO! xD
    dios que suertudaa y que majo y que todo shsjhasljhlsajlsakjdljldjl

    ^^

  3. Ka dice:

    por cierto lo del ciclista buenísimo xDDDD

  4. xMeNux dice:

    Pues sí PiLiaM, muchas gracias. Ha sido un placer leer tus aventuras ;)

  5. PiLiaM dice:

    ¡De nada!
    Ya sabes que para eso estamos xD
    Fue un placer compartirla con esta maravillosa web :D

Forma parte de la comunidad

Cuéntanos que opinas al respecto...
¡Y si quieres puedes completar el comentario incluyendo una imagen personal tuya que puedes conseguir en Gravatar!